BIENVENIDOS A NUESTRA IGLESIA

Como comunidad cristiana deseamos que todo lo que somos y vivimos pueda evidenciar la gloriosa gracia transformadora de Jesús, nuestro Señor, que nos ha sido dada por fe en las buenas noticias de salvación que anuncian Su reino entre nosotros.
No somos una comunidad de personas perfectas, sino una en la que buscamos perseverar en nuestra fe, confiando en que la gracia del Señor es lo único que puede transformarnos verdaderamente. Su gracia es suficiente.
Conoce algunos de nuestros distintivos como comunidad y esperamos que te animen a hacer parte de nuestra familia.

misión

Buscamos hacer discípulos y multiplicar la iglesia a través del ministerio de reconciliación, con el mensaje de reconciliación. Mostramos y declaramos el evangelio a través de:

  • Afirmar la utilidad y el poder de cada cristiano como divinamente autorizado para la misión
  • Arraigo intencional y compromiso estratégico en nuestra comunidad
  • Encarnando las doctrinas de la gracia hacia el otro
  • La amabilidad y la dulzura hacia los críticos y los no creyentes…
  • Dando y enviando sacrificadamente para multiplicar el ministerio y plantar iglesia.

LO QUE HACEMOS

ALCANZAMOS

… a aquellas personas que con arrepentimiento y fe responden a la predicación del evangelio y deciden seguir a Jesús para siempre, por medio del evangelismo y el bautismo de los nuevos creyentes.

ENSEÑAMOS

… toda la palabra de Dios, para el crecimiento en la fe de la iglesia, con una visión centrada en Cristo y Su evangelio, a través de la predicación expositiva, escuelas de enseñanza bíblica, conferencias y consejerías.

VIVIMOS

… buscando ser una comunidad llena de gracia, que se caracterice por su amabilidad, por amistades que se animen unos a otros, por el deseo de ser transparentes y alentar los dones de otros; pacientes unos con otros mientras crecemos en semejanza a Cristo.

CULTIVAMOS

… una vida devocional que sea cada vez más llena de Dios. El cristianismo no se trata de una teoría acerca de Dios, sino de experimentar la realidad de Dios en una relación vibrante con Él, por medio de la oración y el estudio devocional de la Biblia.